Hoy me he decidido en intentar describir que es lo que siente mi alma cada vez que tu piel se acerca a la mía, cada vez que tus labios llenan los míos de vida y cada vez que tus suspiros llenan mis oídos de dulces melodías.

Y le doy gracias al alma por…

Cada momento compartiendo sentimientos, con frases grandes que llenan el alma de la esclavitud de los suspiros del viento entre tu cuerpo.

Por las lagrimas que llenan nuestros cuerpos de sentimientos empedernidos, llenado el alma de un mar cristalino y febril, que arde como arde el fuego de tu mirada en una noche calida.

Cuando me besas mi alma sabe que arde y que llega su final, en el cielo de los sentimientos, y en el infierno de los caminos cubiertos por cielos azules.

Cuando sales por mi puerta se me enciende el corazón como la luz de mi vida, cierra la puerta que entra brisa de esperanza, y esa desgraciadamente es una mentirosa, y me duelen los labios con el sabor de la intimidad ya perdida.

Y nos vemos en ese cielo donde no habrá guerra, donde todo el camino es cristalino, donde estudiamos esperanza, y compartimos sueños que se hacen realidad, así es mi cielo lleno de momentos, donde no existe el tiempo, y donde existe las nubes en forma de cama.

(El que tenga ojos que vea).

Anuncios